Donald Trump humilla a México.

pena_nieto_donald_trump-pena_trump-trump_milima20160831_0380_11

 

El anuncio realizado por el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, de establecer un arancel del 20% a las importaciones procedentes de México, es sabido que Donald Trump pretende obligar a México a pagar la continuación del muro existente, es un insulto a todos los mexicanos y en especial a aquellos países que todavía siguen luchando por convertirse en un país desarrollado a nivel europeo.

Vaya por delante que me parece una soberana estupidez continuar la construcción de un muro, con el propósito de evitar la inmigración ilegal, teniendo en cuenta que el 68% de los inmigrantes ilegales que llegan a Estados Unidos, no lo hacen a través del paso fronterizo sino en avión. No obstante, cada país es libre de luchar como crea conveniente contra el problema que supone la inmigración ilegal y si la continuación del muro es capaz de conseguirlo, seré el primero en aplaudirlo.

Pero la actitud económica de Donald Trump, es la propia de un necio mercantilista del siglo XVI y XVII. La teoría económica mercantilista, estaba basada en la acumulación de riqueza, ya que el bienestar del país, según ellos, dependía de fortalecer la economía nacional estableciendo aranceles desorbitados al resto de los países para incentivar la demanda interna de productos nacionales. De ser cierto, Nigeria y Sudán serían actualmente las superpotencias económicas mundiales. Los británicos, siempre ellos, fueron los primeros en abandonar esta corriente estúpida basada en que para que hubiera un ganador, debía haber un perdedor. Supieron ver en un mundo absolutamente proteccionista, que dos naciones podían verse beneficiadas si comerciaban entre ellas. Por ejemplo, los británicos podían vender gran cantidad de lana a Portugal y los portugueses ingentes cantidades de uva y vino al país anglosajón, ambos salían beneficiados. Fue el principio de la libertad económica que posteriormente Adam Smith propagó.

Pero volvamos al tema. La economía mexicana es excesivamente dependiente de Estados Unidos. Las exportaciones representan, nada más y nada menos, que el 35’4% del PIB. El principal destino de las exportaciones de México es Estados Unidos (otorgando un beneficio bruto de 307 mil millones de $), seguida de Canadá ($25 mil millones de $), China (8 mil millones de $) y España (6 mil millones de $). Los beneficios brutos de las exportaciones mexicanas son, de media, de 409 mil millones de $, es decir, más del 75% de sus exportaciones se realizan al país que ahora quiere hundirlo en la miseria. Para que se hagan una idea del impacto que esta medida puede suponer para el país latinoamericano, lo pondré en cifras de ”andar por casa”:

– Imaginen que su empresa se dedica a exportar manufacturas. De cada 10€ que recibes por vender fuera, 7’5€ provienen de Estados Unidos.

– Esos productos que exportas a Estados Unidos, en muchas ocasiones están exentos de aranceles debido a diferentes acuerdos comerciales firmados con el país receptor.

– Ahora imagina que tu cliente tenga que pagar por cada 10€ que te compra, 2€ de aranceles, tus beneficios no aumentan pero el coste del comprador sí, por lo que buscará alternativas en otros países.

– Tus beneficios se desmoronan ya que, sin Estados Unidos, principal socio comercial, tus ingresos se pueden ver reducidos en un 75%.

Si esta medida se lleva a cabo, la economía mexicana sufrirá un durísimo revés ya que Estados Unidos no es reemplazable por otro país, debido a la situación geográfica de México, la situación económica de los países cercanos que le rodean y por el tipo de los bienes y servicios que exporta.

En definitiva, la actitud de Trump con México, es la propia de un agresor de mujeres, de un violador, del amante del miserable que disfruta de su abuso frente al débil, del cobarde que escoge a su víctima en virtud de la capacidad de defensa que tenga. Espero que por el bien de México y por el bien de la economía internacional, este intento de humillación, fracase y sólo sea una página negra de las relaciones entre ambos países.

 

J.G.M

Anuncios